Economía

Rusia publica un plan para gravar la tecnología extranjera y ayudar a las empresas nacionales


Una bandera nacional ondea sobre la Casa Blanca rusa, sede del Gobierno federal, en Moscú, Rusia, 22 de abril de 2016. REUTERS/Maxim Zmeyev

MOSCÚ, 14 sep (Reuters) – El Gobierno ruso publicó el martes un plan para imponer nuevos impuestos a los servicios digitales de propiedad extranjera antes de noviembre, como parte de un conjunto de propuestas que, según Moscú, tienen como objetivo reforzar su sector tecnológico nacional.

El impuesto propuesto sobre las empresas tecnológicas extranjeras se ha presentado como parte de un esfuerzo internacional para acordar nuevas normas fiscales mundiales que permitan captar mejor los ingresos generados por las grandes empresas tecnológicas, conocidas por trasladar sus beneficios a jurisdicciones de baja tributación.

El viceministro de Finanzas, Alexei Sazanov, dijo a principios de este año que las grandes empresas digitales extranjeras que prestan servicios en Rusia deberían estar sujetas a impuestos sobre los beneficios, y que Moscú estaba participando en conversaciones con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), con sede en París. 

Sin embargo, en el caso de Rusia, la medida también se enmarca en el esfuerzo por reforzar el control de Internet y promover alternativas nacionales a los servicios ofrecidos por Silicon Valley.

Rusia ha intentado obligar a las empresas extranjeras a abrir oficinas en su territorio y a almacenar allí los datos personales de los ciudadanos rusos.

Otras medidas que ya entraron en vigor este año fueron una serie de recortes fiscales para las empresas informáticas nacionales. Una ley posterior exigía que los teléfonos móviles, ordenadores y otros dispositivos adquiridos en Rusia ofrecieran a los usuarios software ruso preinstalado. 

El conjunto de medidas adicionales del martes busca aumentar la demanda de tecnología nacional y acelerar la transformación digital de partes de la economía, dijo el Gobierno en un comunicado.

(Reporte de Alexander Marrow; Edición de Peter Graff; traducción de Flora Gómez en la redacción de Gdansk)

Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba