General

Luis Enrique defiende la creciente calidad de la selección española de fútbol


El seleccionador de España, Luis Enrique, tras el partido de la LIga de las Naciones de España contra Francia en San Siro, Milán, Italia, 10 de octubre, 2021 REUTERS/Alberto Lingria

Por Alasdair Mackenzie

MILÁN, 10 oct (Reuters) – La buena actuación de España en la Liga de las Naciones de la UEFA demuestra la creciente calidad de una selección nacional de fútbol que terminó la competición sin remordimientos, según afirmó el seleccionador español Luis Enrique después de que su equipo perdiera la final del domingo ante Francia.

El equipo de Luis Enrique, que eliminó en semifinales a la anfitriona y campeona de la Eurocopa 2020, Italia, cedió la ventaja en la segunda parte para perder por 2-1 ante los ganadores del Mundial 2018 en Milán.

«Lo que sí puedo decir es que en cuanto a la confianza hemos ganado a los campeones de Europa y hemos ido de tú a tú con los campeones del mundo», dijo el seleccionador español en rueda de prensa.

«Es muy importante que el que viene a la selección se vea capacitado para entrenar. Intentamos generar esa idea y espero tener muchos problemas en la próxima lista porque cada vez que traemos a alguien nuevo juega a un gran nivel».

El gol de Mikel Oyarzabal en el minuto 64 puso a España por delante en San Siro, pero dos minutos después Karim Benzema empató el encuentro, antes de que Kylian Mbappé firmara la victoria para Francia con un polémico gol en el minuto 80.

«Nos costó los primeros 10 minutos, ellos presionaron alto, la siguiente media hora es la que habíamos planteado y en la segunda parte estaba todo controlado, sabiendo las circunstancias de las transiciones», dijo Luis Enrique.

«La pena es que cuando hacemos el gol, ellos en vez de estar tocados, se inventa Benzema algo espectacular con una acción que no te esperas. Nos costó volver a meternos. No hemos podido disfrutar y meterles el miedo durante más de 30 segundos».

Los jugadores españoles mostraron su indignación tras la decisión de permitir el gol de Mbappé, ya que el árbitro consideró que un toque del defensa español Eric García permitió al delantero francés estar en posición reglamentaria a pesar de que su clara situación en fuera de juego.

«En el campo me pareció una jugada difícil, pero no voy a hacer una reflexión porque ya sabéis mi costumbre de no hablar de los árbitros», dijo Luis Enrique.

«No voy a hablar de lo que no se puede controlar y sigo igual».

Y añadió: «Tengo ganas de hablar, pero no voy a entrar en este juego. Me centro en que mi equipo sea lo mejor posible».

(Reporte de Alasdair Mackenzie; Edición de Toby Davis; Traducción de Darío Fernández)

Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba