Noticias de Bolsa

Los analistas creen que el BCE definirá la retirada de estímulos en diciembre


Los analistas creen que el BCE definirá la retirada de estímulos en diciembre

Madrid, 9 sep (.).- Analistas e inversores consideran que el Banco Central Europeo (BCE) ha dado hoy el primer paso en el largo camino hacia la retirada de los estímulos monetarios, aunque lo ha hecho con cautela y ha dejado interrogantes que no se despejarán hasta la reunión de diciembre del Consejo de Gobierno.

El mercado calcula que las compras de activos incluidas en el programa diseñado para hacer frente a la epidemia de coronavirus (PEPP, por sus siglas en inglés) se reducirán entre 10.000 y 20.000 millones de euros al mes en el cuarto trimestre, desde los 80.000 millones actuales a entre 60.000 y 70.000 millones.

El Consejo de Gobierno del BCE ha decidido hoy rebajar de forma moderada el ritmo de sus compras semanales de deuda dentro del PEPP.

El banco central considera que, teniendo en cuenta las perspectivas de inflación en la zona del euro, «pueden mantenerse unas condiciones de financiación favorables con un ritmo de compras netas de activos ligeramente inferior al de los dos trimestres anteriores».

En la actualidad, el BCE compra deuda por importe de 80.000 millones al mes dentro del PEPP y otros 20.000 millones en el marco de sus programas ordinarios de adquisición de activos (APP), que se mantendrán en las cuantías actuales.

«El BCE ha dado su primer paso significativo hacia el «tapering» (retirada de los estímulos monetarios», afirma Seema Shah, estratega jefe de Principal Global Investors.

No obstante, esta primera decisión ha estado marcada por la cautela. «El BCE ha sido moderado en la revisión del PEPP», señala Silvia Dall’Angelo, economista de la gestora Federated Hermes (PA:HRMS).

Aunque el BCE no ha precisado el volumen de compras del cuarto trimestre, analistas e inversores hacen ya sus cálculos.

«Un ritmo moderadamente menor de compras significa probablemente que el BCE comprará aproximadamente 60.000-70.000 millones al mes», señala Hugo Le Damany, economista de Axa (PA:AXAF) Investment Managers.

Ulrike Kastens, de la gestora alemana DWS (DE:DWSG), sitúa la cifra entre 65.000 y 70.000 millones.

Según Konstantin Veit, gestor de carteras de Pimco, el BCE «intentará reducir el ritmo de compras netas hasta 60.000 millones al mes en el segundo trimestre de 2022».

En agosto, el banco central adquirió activos por importe de 68.500 millones.

Francisco Quintana, director de Estrategia de Inversión de ING (AS:INGA), recuerda que el PEPP está dotado con 1,85 billones y que quedan por gastar unos 500.000 millones.

«El cambio anunciado hace que esos 1,85 billones duren un poco más, pero no implica que ese dinero vaya a ser inyectado en la economía», explica.

Los analistas coinciden en que la medida anunciada hoy muestra que, según el BCE, la recuperación económica va en la dirección correcta.

«Con este movimiento, el BCE reconoce la solidez de la recuperación gracias al buen progreso de los programas de vacunación», apunta Francisco Quintana.

Para Álvaro Sanmartín, socio de MCH Investment Strategies, el BCE ha enviado un «doble mensaje»: por un lado, que la recuperación va por buen camino y que, por lo tanto, toca ir reduciendo los estímulos monetarios; y, por otro, que el banco central «seguirá garantizando unas condiciones financieras laxas durante el tiempo que sea necesario».

Según Paul Diggle, de Aberdeen Standard Investments, «el fin de las compras de activos dentro del PEPP y cualquier subida de tipos siguen teniendo una perspectiva muy lejana».

En la misma línea, Konstantin Veit considera «poco probable que se den pronto las condiciones para una subida de tipos».

En su opinión, el mercado sopesa una primera subida en diciembre de 2023, más tarde que la Reserva Federal de EEUU o el Banco de Inglaterra.

Ulrike Kastens cree que la medida anunciada hoy es «una decisión provisional» y que la reunión de diciembre será clave.

«La reunión de diciembre será interesante», coincide Konstantin Veit.

Silvia Dall’Angelo recuerda que el BCE deberá aclarar el futuro del PEPP cuando expire a finales de marzo de 2022.

«El BCE podría prorrogar el PEPP unos meses o sustituirlo por un nuevo programa, probablemente de una dotación menor», aventura.

Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba