Economía

La inflación en EE.UU. da en agosto las primeras señales de moderación


La inflación en EE.UU. da en agosto las primeras señales de moderación

Washington, 14 sep (.).- La inflación anual se redujo en agosto en EEUU en una décima, al 5,3%, en la primera señal de un enfriamiento de los precios tras meses de alzas sostenidas, aunque se mantiene todavía a niveles muy elevados.

El informe mensual de la Oficina de Estadísticas Laborales (BLS, en inglés) indicó que el índice precios de consumo en agosto subió el 0,3%, dos décimas menos que en julio y por debajo de las expectativas de los analistas.

El de agosto es el menor incremento mensual de los precios en medio año, lo que apunta a que el repunte visto en los últimos meses podría haber tocado techo.

La inflación subyacente, que excluye los precios de alimentos y combustibles, más volátiles, fue del 0,1 % en agosto y ha acumulado un aumento del 4 % en el último año.

Este aumento de precios viene dado por el gasto de los consumidores y las inyecciones de billones de dólares por parte del Gobierno para paliar la crisis de la pandemia.

En agosto, el auge de precios se dio en los sectores de la energía, con un aumento de la gasolina del 2,8 % y de la alimentación de un 0,4 %.

En los últimos doce meses, la gasolina ha incrementado su precio un 42 %.

AÚN EN NIVELES NO VISTOS EN MÁS DE UNA DÉCADA

La moderación de la inflación se debe en gran parte a la caída en dos sectores que se habían disparado recientemente: los vehículos usados bajaron un 1,5 % y los servicios de transporte descendieron un 2,3 %.

«El dato de un mes no aclara la situación. La gran cuestión sigue siendo qué pasa con los precios de la vivienda, que subieron un 0,3 % en agosto», afirmó Jason Furman, economista y profesor de la Universidad de Harvard en su cuenta de Twitter (NYSE:TWTR), al apuntar a sectores menos volátiles.

Pese al dato de agosto, la inflación anual en EEUU se mantiene en niveles no vistos en más de una década y acumula tres meses seguidos por encima del 5 %.

«Las mayores presiones (inflacionarias) probablemente han pasado, pero todavía se mantienen presiones significativas», opinó Aichi Amemiya, economista del banco de inversión Nomura, en una nota a clientes.

Si bien la mayoría de los economistas coinciden en que como consecuencia del levantamiento de las restricciones impuestas por la pandemia y la reapertura económica es normal observar alzas en los precios, la duda es si se trata de un repunte temporal u obedece a razones de fondo, lo que sería más peligroso.

RESPIRO PARA LA FED

La Reserva Federal (Fed) de EEUU ha asegurado que las causas del aumento son «transitorias» y prevé que la tasa de inflación se vaya moderando en los próximos meses.

Por ahora, hay pocos signos de que «la inflación esté subiendo más allá de un relativamente escaso grupo de bienes y servicios que han sido directamente afectados por la pandemia y la reapertura de la economía», dijo Jerome Powell, presidente de la Fed, a finales de agosto.

El dato de inflación de agosto puede haber dado un respiro al banco central estadounidenses que había apuntado al posible inicio de la retirada del extraordinario programa de estímulo monetario a través de la compra mensual de 120.000 millones de dólares en bonos, y que posiblemente haga que se lo tome con más calma.

La Fed tiene prevista su próxima reunión de política monetaria la próxima semana, y en ella ofrecerá sus nuevas proyecciones de crecimiento e inflación.

El banco dirigido por Powell situó en julio el crecimiento estimado para 2021 en la economía de EEUU en el 7 % y la inflación al cierre del año en el 3,4 %.

Fuente

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba